Tradiciones



    Es tradición que el Viernes de Dolores se repiquen las campanas al alba durante un cuarto de hora mas o menos y se vuelven a repicar a las doce del medio día en honor de Nuestra Señora de los Dolores.

En fechas posteriores a la Semana Santa se realiza una comida-convivencia entre los hermanos y colaboradores de la cofradía.

Antiguamente era también tradición que el día de Viernes de Dolores se realizaba la muda del arca, que consistía en trasladar las pertenencias de la cofradía de la casa del Hermano Saliente a la casa del Hermano Entrante y dando el Hermano Mayor una invitación a los cofrades en el casino.

Otra tradición perdida era que una hora antes de las procesiones de Semana Santa, los penitentes y hermanos fueran a recoger al Hermano Mayor a su casa y de hay iban en procesión hasta la parroquia para posteriormente salir en la procesión.

Esta tradición aun la sigue manteniendo la Cofradía de la Virgen de la Encina y Nuestro Padre Jesús del Llano.

También se ha perdido la tradición de que en la procesión del Santo Entierro en la Noche de Viernes Santo se incorporaba al recorrido normal o de media estación, la subida y bajada a la Antigua parroquia de Santa María a la cual pertenecia la imagen del Santo Entierro.

“La Saeta del año Venidero” a sido otra tradición perdida con el paso de los años, la cual consistía en que D. Antonio Laruta y posteriormente D. Cipriano Diaz cantaban la saeta a la entrada de la Ermita de Nuestro Padre Jesús del Llano en la procesión de la Soledad.
Recientemente desde el año 2008 se esta volviendo a recuperar, pero solo en la Semana Santa de año 2010 se cantó donde tradicionalmente se habia cantado siempre, a las puertas de su Ermita, y a sido interpretada por José Francisco Álvarez García, la saeta es:

Quedate con Dios María

Madre de la Soledad,

que para el año venidero,

que para el año venidero

sabe Dios quien te verá.